Un nuevo informe de MAAP* revela el incremento de la deforestación en el Parque Nacional Bahuaja Sonene y su zona de amortiguamiento, debido a la expansión de la agricultura migratoria asociada cultivos de hoja de coca. Los sectores afectados son Loromayo (oeste) y Colorado (sureste). En el primero, la zona deforestada superan las mil hectáreas entre 2010 y 2015, de las cuales casi dos hectáreas se hicieron dentro del mismo parque. En el segundo, se deforestó 538 has entre 2001 y 2014. En ambos casos se identificó al cultivo de coca como una de las principales causas. Al respecto, el Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (Sernanp) afirmó que Colorado sí está ubicado dentro del Parque Nacional Bahuaja Sonene y que “actualmente se encuentra zonificado como Zona de Recuperación; dicha zonificación se otorga a aquellas zonas que por actividades antrópicas han sido afectadas y que necesitan estudios complementarios para determinar su zonificación definitiva”. Asimismo, agregó que “en este sector se han detectado severas plagas que afectan los cultivos de frutos como la naranja y café, desencadenando que la población asentada en la zona de amortiguamiento del Parque se vean forzada a reemplazar estas plantaciones por el cultivo de coca en algunos casos”. El Sernanp también indicó que estos cultivos ya han sido advertidos y que trabajarán en su erradicación. Asimismo, que el Plan Maestro 2015-2019 del parque contempla la construcción de un puesto de control y vigilancia para monitorear este tipo de situaciones. Finalmente, informaron que “se vienen promoviendo mesas de diálogo y el desarrollo de actividades económicas sostenibles que reemplacen los cultivos ilícitos y que garanticen la calidad de vida de la población de Colorado.”