En una operación conjunta, el Servicio Nacional Forestal y de Fauna Silvestre (Serfor) con la División de Protección del Ambiente de la Policía Nacional del Perú y la Fiscalía de la Nación, rescataron a un oso de anteojos hembra (Tremarctos ornatus), que estaba recluida en una vivienda del centro poblado Pariamarca, del distrito de Querocoto, en la provincia de Chota. Según Serfor, la osa de anteojos estaba en el patio trasero de la vivienda, encerrada en una pequeña jaula en malas condiciones, donde recibía alimentación inadecuada para su especie. En la intervención que se hizo gracias ala denuncia de un ciudadano, se constató que el mamífero de tres años de edad presentaba un peso muy por debajo de lo normal y no estaba en buenas condiciones de salud. Al rescatar al mamífero, los especialistas del Serfor le brindaron los cuidados necesarios para su recuperación. Asimismo, hicieron las coordinaciones para trasladar a la osa al Santuario Animal de Cochahuasi en el Cusco, un recinto que alberga animales que han sufrido maltrato del hombre o provenientes del tráfico ilícito de fauna silvestre. El oso de anteojos, conocido también como oso andino, es una especie que está en peligro de extinción y figura en la Lista Roja de la IUCN. Su hábitat está amenazado por la caza furtiva, así como la tala y quema ilegal de montañas y pajonales. Rosario Alva, representante de Serfor en Cajamarca, manifestó su preocupación frente a la existencia de este tipo de hechos que ponen en riesgo la vida y supervivencia de este mamífero. “Es lamentable que la población aún no tome conciencia de la importancia que tiene espécimen en el equilibrio del medio ambiente. Esta especie vive en el bosque, no son mascotas y mucho menos se puede comercializar”, sostuvo. Las autoridades anunciaron que iniciarán un proceso administrativo sancionador al responsable de la captura de la especie con el fin de aplicar la multa establecida en la normatividad vigente.

  • Fuente: http://www.actualidadambiental.pe/?p=43586
  • Enlace: click aquí