En el video se expone sobre el modelo agroforestal denominado “taungya” en el que el estado brinda beneficios a los productores como terreno temporal, plantones, asistencia técnica, mano de obra entre otros, con el fin de aprovechar el suelo. Se trabaja con suelos pobres con deficiencia de fosforo y alta concentración de aluminio, por lo que recomienda aplicar roca fosfórica, estiércol de ave, humus de lombriz y compost de madera. Esta tecnología se plantea replicar en distintas partes y acoplarla a la producción de cacao, por ello se estudia la arquitectura de la copa de los árboles, distribución espacial, carbono bajo el suelo y características que beneficien al cultivo del cacao.

  • Fuente: